Ciclo de Cine KEATON: La ópera prima de Carla Simón, “Verano 1993”, una película llena de sensibilidad y belleza

Publicado en: ACTUALIDAD, Noticias | 0

Viernes, 16 de marzo 2018. Centro Cívico Cultural. 21:30 horas.

“Verano 1993”  ha sido ganadora de 3 premios Goya a la mejor dirección novel,  el mejor actor secundario  y la actriz revelación, además de numerosas nominaciones  tanto en los Goya como en los Premios de Cine Europeo o los Premios Fénix  y Biznaga de Oro y Premio Feroz de la Crítica en el Festival de Málaga.  La directora catalana Carla Simón bucea en la complicada época en la que tuvo que afrontar la muerte de su madre. Y lo hace con exquisita sensibilidad, manejando las emociones con honestidad y talento. 

Para Carla Simón el verano de 1993 fue sumamente especial, pero no precisamente por una experiencia placentera. Por aquel entonces, era una chiquilla de seis años que acababa de perder a su madre a causa del Sida (su padre ya había fallecido tres años antes por el mismo motivo) y de pronto tuvo que abandonar su piso de Barcelona para vivir junto a sus tíos en el pequeño pueblo de Les Planes d’Hostoles (Girona). Esa época tan trascendental la ha querido plasmar en su debut en el largometraje con “Verano 1993”, una película que toca la fibra del público por la autenticidad que transmite:  la agridulce historia de Frida, álter ego de la cineasta, y el complicado proceso de adaptación a su nueva familia adoptiva.

Carla Simón, que en la actualidad tiene 30 años, se especializó en guion y dirección en la Universidad de California y en la London Film School. Su primera intención fue la de hacer una película sobre su madre, Neus, pero no fue fácil reconstruir esos recuerdos. De alguna forma, todo ese mazazo sentimental, siendo tan pequeña, le dejó muchas lagunas en su memoria. Tuvo que recurrir a sus familiares y realizar un proceso de investigación para volver a revivir esos momentos y trasladarlo a la gran pantalla. El proceso de escritura fue rápido porque pronto se vio invadida por todo tipo de sensaciones. Ver de nuevo las fotos de su infancia hizo el resto para acabar de perfilar el relato.

La crítica ha dicho de “Verano 1993”:

No es un prometedor debut, sino una de las películas españolas más impresionantes en lo que va de año, madurísima destilación de unas reminiscencias de infancia asimiladas a través de una virtuosa representación.» 

Jordi Costa: Diario El País

«Deslumbrante (…) una de las primeras películas más bellas, precisas y perfectas imaginables.» 

Luis Martínez: Diario El Mundo.

«Una película incómoda (…) magistralmente mullida por la delicada observación y el sutil plumaje de la mirada de la directora, Carla Simón, que en su primera película desborda precisión y emoción (…)

Oti Rodríguez Marchante: Diario ABC

«El resultado es brillante, luminoso: (…) Laia Artigas, resume en su mirada la exploración que la realizadora hace con la cámara sobre su propio aprendizaje emocional. (…)

Quim Casas: Diario El Periódico

 

Dejar un comentario